Cómo reparar tu cabello después de una decoloración

Reparar tu cabello después de una decoloración es posible si sigues al pie de la letra los consejos que vamos a darte.

Decolorar el cabello es un gran paso y obviamente debes de estar súper segura de querer hacer este cambio de look, así que si ya estás muy decidida y dispuesta a tener una melena rubia y deslumbrante, hay un par de cosas que necesitas saber.


Reparar tu cabello después de una decoloración

Antes del procedimiento tienes que preparar el cabello, porque la decoloración es un proceso muy intenso para tu melena y si ya la tienes maltratada, podría dañarla aún más. Así que pregúntale a un experto en tintes si eres candidata para hacerlo o no.

Si ya tienes luz verde sigue estos pasos unos días antes:

1.- Reduce el uso de plancha y secadora para que tu cabello no esté muy quemado y seco.
2.- Comienza a usar mascarillas hidratantes las noches previas.
3.- No laves tu cabello el día de la decoloración para que las grasas naturales de tu cuero cabelludo protejan tu melena.
4.- Recuerda que entre más oscuro sea el cabello, aclararlo será más difícil, así que escoge un color que no sea tan drástico para que no maltrates tanto tu cabello.


Reparar tu cabello después de una decoloración

Con estos consejos podrás minimizar el daño a tu cabello en una gran proporción y poder lucir un rubio muy sano y asombroso, pero si no leíste esto antes de hacerte este procedimiento y lamentablemente ya maltrataste tu cabello, ¡NO TE PREOCUPES! Porque hay maneras de recuperarlo y hacerlo lucir maravilloso nuevamente.

Es bastante común que después de decolorar tu cabello, este se vuelva seco, opaco y chicloso cuando se moja, lo cual te hace sentir fatal y hasta podrías llegar a pensar que la única solución será cortarlo súper chiquito, ¿no? Sin embargo, con un poco de paciencia y mucho empeño podrás salvarlo.

Reparar tu cabello después de una decoloración

Cómo reparar tu cabello después de una decoloración:

1.- Pídele a tu estilista que te despunte el cabello para eliminar las partes más dañadas.
2.- Durante las semanas posteriores a la decoloración, usa solo la secadora en frio o deja secar tu cabello naturalmente.
3.- Diariamente, aplica aceites naturales como argan, coco, oliva, seda, o una mezcla de 2 o 3, de medios a puntas, masajea el cuero cabelludo y deja actuar toda la noche.
4.- Usa un shampoo y acondicionador libre de químicos y sales, preferentemente adicionado con colágeno y vitamina E, si no lo encuentras puedes adquirir cápsulas de esta vitamina y agregarlo a tu champú.
5.- Cepilla tu cabello 20 minutos al día con un cepillo de cerdas naturales muy cerradas, esto favorecerá la circulación de la sangre, lo ayudará a creer sano y repartirá las grasas naturales hasta las puntas.
6.- Evita el contacto con el agua de mar o con el cloro de las albercas, esto podría resecar aún más tu cabello.

Finalmente, ten mucha paciencia, porque reparar tu melena no es un proceso rápido, podrás tardar un mes completo para poder ver resultados, pero te aseguramos que si sigues estos consejos, te vas a deshacer del pelo de chicle y seco.

Licenciada en Ciencias de la Comunicación, obsesionada con las redes sociales, adicta a los libros, profesional en el sarcasmo y la critica (no tan) constructiva.

0 replies

Leave a Reply

Want to join the discussion?
Feel free to contribute!

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.