Nadie querría estar en los zapatos de los usuarios de Ashley Madison

Hace ya más de un mes, Ashley Madison, un website que ofrece servicios para los hombres casados que quieren ser infieles a sus parejas, fue hackeado y los responsables amenazaron con dejar al descubierto la información de casi 39 millones de personas.


Los datos que se robaron en aquel entonces iban desde la base de datos de la empresa, a registros financieros, y datos personales de las personas que hacían uso del servicio. Impact Team, como se hacen llamar los hackers responsables, exigieron a Ashley Madison que cesara de inmediato sus actividades para no revelar los datos. Pero el tiempo se agotó y los hackers ya comenzaron a dar a conocer algunos nombres, como el de la estrella de televisión Josh Duggar.

“¡Se acabó el tiempo!”. Así reza el comunicado con el que los responsables del hackeo hacen público que han filtrado los datos del sitio web.

Portales como Wired ya han podido descargar los archivos de alrededor de 10GB y se encuentran navegando a través de ellos para verificar su legitimidad y la extensión de la filtración.


El propio Impact Team ha reconocido su objetivo al hacer pública la información: “Ahora todo el mundo puede ver sus datos (de Ashley Madison), es una estafa con miles de perfiles de mujeres falsos”.

Cualquiera puede comprobar si está en el listado de los afectados, o si su pareja lo está. En las descripciones de los perfiles hay motivos para avergonzarse, ya que los usuarios expresan desde el clásico “chico busca chica”, a “me gustan los azotes” o “dispuesto a enseñar”.

Solo queda esperar para saber si hay más famosos o políticos entre los afectados y cómo afectará esto a sus carreras profesionales ¡Uy, no querríamos estar en los pantalones de ninguno de ellos!

Loading...
0 replies

Leave a Reply

Want to join the discussion?
Feel free to contribute!

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *