Posts

Ashley Graham ya tiene su propia Barbie (¡BRAVO!)

Ashley Graham acaba de presentar un nuevo modelo de Barbie que cambiará todos nuestros esquemas. 

La muñeca inspirada en ella, no ha pasado desapercibida, ya que ha sido diseñada con las medidas de la famosa modelo. Graham se hizo famosa por defender los cuerpos curvilíneos y reales. En muy poco tiempo, ha protagonizado un gran número de campañas de moda defendiendo el cuerpo natural de las féminas.

La Barbie de Ashley Graham lleva un vestido negro ajustado de Opening Ceremony, una chaqueta vaquera firmada por Sonia Rykiel y las botas son de Pierre Hardy.

“Todo el mundo puede ser Barbie. Necesitamos trabajar juntos para redefinir la imagen global de belleza y continuar buscando el apoyo para que todo el mundo se involucre en esta causa. Estoy muy feliz de que Barbie haya querido colaborar no solo en el producto, también ayudando a la mujer a seguir cruzando fronteras. Es un honor estar inmortalizada en plástico”, decía Ashley cuando fue a recoger el premio de Mujer del Año que le otorgó la revista Glamour.

A nosotras nos encanta, ¿y a ti?

También te puede interesar leer: MIRA EL #MANNEQUINCHALLENGE DE MICHELLE OBAMA CON LEBRON JAMES (¡ES ÚNICA!)

¿Por qué el hashtag #curvy está censurado en Instagram?

¡El hashtag #curvy ya no puede buscarse en Instagram! Al parecer ha sido censurado por la propia red social.

Según ha explicado un representante de Instagram al portal Buzzfeed, esta palabra se considera inapropiada y bajo ella se incluyen imágenes “que violan las directrices sobre desnudos”. La decisión ha sido muy controvertida, ya que #curvy se utiliza para mostrar mujeres con curvas, con cuerpos voluptuosos, e incluso modelos (consideradas de tallas grandes) como la famosa Tess Holliday, lo utilizan para transmitir valores positivos sobre aceptación y confianza entre las mujeres.

Ahora si acudes al buscador, esto es lo que vas a encontrar cuando introduces el término: ni un sólo resultado. 

Screen Shot 2015-07-17 at 11.20.02 AM

 

Lo más extraño y polémico es que hashtags como #skinny o #thin que se refieren a la delgadez -en muchos casos extrema-, no han sido censurados. Tampoco lo ha sido #fatty, que es mucho más ofensivo y se vincula a la gordura. O aquellos como #Vagina y #Clitoris, con un claro contenido sexual.

Ante esta situación las reacciones de las usuarias no se han hecho esperar y han creado nuevos hashtags como #bringcurvyback, #stillcurvy, #youcanttakemycurves y uno que parece imponerse a los demás, #curvee.